Con Los Ojos Cerrados

Este blog comenzó porque tengo un libro que se llama “List Yourself”  el cual consiste en llenarlo con listas de diferentes temas para ir descubriendo tu verdadera personalidad. 69284643_541956429910918_2941017283008397312_n

Me encanta este libro. Me relaja y me gusta escribir mis listas aunque la verdad uso papeles por separado para seguir usando el libro sin influenciar a nadie. Lo quiero usar con mi familia, amigos, compañeros de trabajo como ejercicio de conocermos todos un poco mejor.

Hoy lo estaba hojeando y me topé con la siguiente lista:

69086928_373063080050980_3242378752868483072_n.jpg

El libro me indica hacer una lista de TODAS LAS COSAS QUE PUEDO HACER CON LOS OJOS CERRADOS.

Yo soy campeona mundial en caminar por mi casa con las luces apagadas sin ver absolutamente nada. De verdad puedo hacer muchas cosas con los ojos cerrados. Entre ellas:

  1. comer
  2. besar
  3. tomar
  4. dormir
  5. oir música
  6. el amor
  7. servirme un vaso de agua
  8. ir a la alacena y adivinar los productos
  9. abrir el refrigerador y atinarle a lo que estoy tocando
  10. vestirme y desvestirme
  11. lavarme los dientes y despintarme
  12. ir al baño, darme un baño con shampoo y acondicionador y todo.
  13. encender la tv
  14. lavar los platos
  15. acariciar a la Kiara
  16. acomodar los cojines del sofá
  17. barrer medio mal
  18. untarme un pan con mantequilla
  19. abrir una cerveza
  20. descorchar un vino

ETC.

Son muchas las cosas que pude hacer con los ojos cerrados.

Cocinar me dió miedo porque la verdad no me quería quemar.

Manejar ni lo intenté y pues escribir y ver mis redes sociales son imposibles.

Lo que hice fue maquillarme con los ojos cerrados.

Me puse crema, maquillaje, rubor, sombras. Me delinié los ojos y mis labios. Lo hice muy bien. Hasta me sorprendí de lo bien que me conozco mi cara.

Lo que de plano fatal fueron mis cejas. Decidí usar los moldes para pintarlas parejitas y pues la foto se cuenta sola:

69748946_454239462091811_8545960981656764416_n

Jajajajaja! Mis cejas mal pintadas, por arriba, manchadas. Pero todo lo demás si pude. 🙂

VER.

¡Qué sentido tan importante!

Para todo necesitamos nuestros ojos, aunque podamos hacer muchas cosas sin la vista, el poder ver nos facilita las cosas, las hacemos rápido y sin pensarla.

Hay muchos dichos donde indican que la falta de vista es un impedimiento, una discapacidad física. Y sí. Aunque conozco personas que no ven desde nacimiento y tienen más talentos que cualquier persona. Tocan piano, manejan (de verdad) y usan sus redes sociales con computadoras con voz.

Existen tambien los que ven la vida con los ojos cerrados por elección.

“Se ciega con su hijo”

“Está ciega de amor”

“No puede ver más allá”

“Se hace la que no ve”

(suspiro)

Son tantas las cosas que nos “ciegan” que eso nos hace seguir con nuestras vidas pero de manera torpe, lenta y con resultados menos perfectos.

La ceguera emocional nos impide tomar decisiones correctas porque no tenemos frente a nosotros todos los elementos para poder hacer las cosas bien.

Nos ciegan tantas cosas.

El miedo, por ejemplo, es un pañuelo que nos tapa los ojos. Esa falta de confianza hace que nuestra vista se nuble y no avanzamos porque no sabemos donde estamos parados.

Nos ciega la desconfianza, nos deslumbran las personas que nos impresionan, nos encandilamos tambien con tantas distracciones materiales.

No vemos claro.

Despues llega el día en el que comenzamos a ver y tenemos un ‘shock’ al conocer la realidad. Hacemos la misma expresión facial que hice yo al verme al espejo con la ceja pintada toda doble y chueca.

¿Porqué es tan difícil quitarnos la venda y abrir los ojos?

Porque vemos que pudimos caminar a ciegas pero que no lo hicimos como queríamos. Sabemos como debían de estar las cosas y por esa ‘ceguera’ fuimos caminando y recorriendo la vida haciendo las cosas a medias ó haciéndolas mal.

Ya abrimos los ojos. ¿Y ahora qué?

Pues a componer lo que se puede arreglar, (como mis cejas) y lo que no pues ni modo, dejarlo como está pero con la intención de que a la otra lo haremos bien,  con los cinco sentidos atentos.

No les voy a mentir, a veces a uno le conviene cerrar los ojos para unas cosas. A veces es mejor evitar el conflicto, cerrar los ojos, que pase todo y luego medio componerlo.

Sin embargo, yo siempre CON LOS OJOS CERRADOS:

  • voy a confiarle todos mis secretos a una sola persona
  • voy a entregarle mi corazón a mis hijos
  • voy a confiar en mi misma
  • volvería a vivir mi misma vida
  • iré tras de él, con los ojos cerrados siempre lo amaré ♫ (no pude evitar escribir esto)

Y tú ¿qué haces con los OJOS CERRADOS?

NOS VEMOS EL PROXIMO MIERCOLES 🙂

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s